Mary K Smith 
El lado claro de Reyes Ferrer

IMG_2755

Mi madre fue una mujer muy sabia a la que he empezado a entender a medida que me he ido acercando a la edad que ella tenía cuando yo nací.

Me tuvo por accidente a los 42 años. Y nunca se lo agradecí lo suficiente. A veces le hice duros reproches.

En 1959 una madre de dos hijos de 19 y 22 años y un marido militar a un día de pasar a clases pasivas, no estaba ya para cambiar pañales y retomar la dura tarea de ser madre. En ese momento lo que apetece es ejercer de joven abuela. Disfrutar de tu atractivo marido. De la tranquilidad económica…

La salud, los hijos, un enfoque optimista y que se yo que otras variables la empujaron a parir una niña de 4 kilos ( nadie sospechaba entonces que eso era señal de diabetes materna). Entre juguete y carga para hermanos y padres  me convertí en tía joven y comparando a los abuelos de mis sobrinos con mis hermanos  mis padres me parecían viejos, cansados… España era franquista, gris, mis progenitores sufrieron un grave accidente de automóvil que desfiguró a mi madre y erosionó el matrimonio. Mi infancia fue como casi todas una combinación de infelices recuerdos magnificados por la memoria. Elegir los momentos alegres mola. Seguramente son mayoría, pero recordar los días de fustigación, de soledad, de inseguridad, de tedio, de ganas de crecer rápido, te reconcilian con otras etapas más fugaces y chisposas.

quLa luz se hizo en los 70, los 80 y los 90. Medio siglo siendo Reyes Ferrer. Las ultimas cinco décadas de un milenio en el que entre otros privilegios tuve la fortuna de convertirme en primipara añosa. Los 38 años de distancia con mi única hija me enfrentaron a la evidencia de mi ingratitud frente  a la gran pareja que me dio la vida, en espacial a mi madre.  Solía decir pensando en su propia trayectoria que  ” en una vida hay muchas vidas”. Cierto. Yo llevo varias.

He decidido verlas como etapas  tan transformadoras como las del insecto lepidóptero.

He sido huevo, oruga, y crisálida.

De hecho Reyes es la crisálida de Mary K  quien  aspira a ser mariposa.

 

Mary K necesita fans así que seguirla… igual os entretiene, que ya es bastante.

No la caceis, todavía…

 

Be Sociable, Share!